martes, 21 de enero de 2014

PREGUNTEN AL SEÑOR DONDE ESTA EL BUEN CAMINO

EL BUEN CAMINO


Jeremías 6,16 Así habla el Señor: Deténgase sobre los caminos y miren, pregunten a los senderos antiguos dónde está el buen camino, y vayan por él: así encontrarán tranquilidad para sus almas.

Jesús, estoy descansando, descansando
En el gozo de lo que Tú eres;
Estoy descubriendo la grandeza
De tu amoroso corazón.
Tú me  ofreces mirarte,
Y tu belleza llena mi alma,
Pues, por tu poder transformador,
Tú me has sanado
.
Has levantado Tu rostro sobre mí,
Mientras trabajo y espero en Ti
Descansando en Tu sonrisa, Señor Jesús,
Las oscuras sombras de la tierra huyeron,
El resplandor de la gloria de mi Padre,
El brillo del sol en el rostro de mi Padre,
Me mantienen confiando siempre, descansando,
Lléname de Tu gracia.
(Jesus, I am Resting, Resting,  por Jean S. Pigott, Dominio Público)

Medita en esta bendición bíblica mientras tu alma descansa en Jesús:

Y el efecto de la justicia será paz; y la labor de la justicia, reposo y seguridad para siempre.  Y mi pueblo habitará en morada de paz, en habitaciones seguras, y en recreos de reposo.” (Isaías 32:17-18).



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada