martes, 30 de agosto de 2016

No esperes ser perfecto para servir a Dios, todos cometemos errores, pidamos su ayuda para mejorar y así crecer.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada