martes, 29 de noviembre de 2016

En la actualidad necesitamos una nueva experiencia de la interioridad, necesitamos comenzar desde el recogimiento y el silencio e ir avanzando hasta llegar a una profunda vida de interioridad.



La interioridad nos está hablando de potenciar el hombre interior, que es la sede de la verdad, frente al hombre exterior, que vive de los sentidos, que se rige por el «me gusta» o el «me apetece». 
San Agustín

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada